Envíe esta página de Redondillas Sor Juana a un amigo

Redondillas Sor Juana Ines de la Cruz

 Atelier Yoyita   Galeria de Arte   Sitemap   El estilo Renacentista   El Retrato   El Desnudo   Naturaleza Muerta   La Acuarela   El Paisaje   Marinas   Pinturas Pequeñas   Miniaturas   Animales y mascotas   Flores   Pintura Digital   Caricaturas   El Dibujo   Otras pinturas   Imágenes del Sur   Imágenes de Europa   Imágenes de Latinoamérica y el Caribe   Pinturas de Nicaragua   Biografía   Declaración Artística   La Escultura   Freedom Summer 1964   En Proceso   Artista trabajando   Radio en español   Fotografía   Nicaragua   Rubén Darío   El güegüense o Macho Ratón   Añádanos a sus enlaces   Enlaces   Sociedades de Inteligencia   Podría ayudarme a arreglar esta pintura?   Podría ayudarnos a arreglar esta casa presidencial de Nicaragua?   Mississippi   Katrina recursos en español   Katrina búsqueda de familiares  Learn to paint  


 •Home•   •Rubén Darío•   •PabloNeruda•   •Amado Nervo•   •Manue Acuña•   •Sor Juana Ines de la Cruz•   •Juan de Dios Peza•   •Nezahualcóyotl•   •Guillermo Aguirre y Fierro•   •Jose Asunción Silva•   •Federico Garcia Lorca•   •Manuel Gutierrez Najera•   •Gustavo Adolfo Becquer•   •Alfonsina Storni•   •Salomón de La Selva•   •Ramón de Campoamor• Enlaces poemas •


Sor Juana Inés de la Cruz


Redondillas Esta tarde mi bien Al que ingrato me deja busco amante
Finjamos que soy feliz Su obra Su  obra en digital Cronología

Redondillas


Hombres necios que acusáis
a la mujer, sin razón,
sin ver que sois la ocasión
de lo mismo que culpáis;

si con ansia sin igual
solicitáis su desdén,
por qué queréis que obren bien
si las incitáis al mal?

Combatís su resistencia
y luego, con gravedad,
decís que fue liviandad
lo que hizo la diligencia.

Parecer quiere el denuedo
de vuestro parecer loco,
al niño que pone el coco
y luego le tiene miedo.

Queréis, con presunción necia,
hallar a la que buscáis
para prentendida, Thais,
y en la posesión, Lucrecia.

¿Qué humor puede ser más raro
que el que, falto de consejo,
él mismo empaña el espejo
y siente que no esté claro?

Con el favor y el desdén
tenéis condición igual,
quejándoos, si os tratan mal,
burlándoos, si os quieren bien.

Opinión, ninguna gana,
pues la que más se recata,
si no os admite, es ingrata,
y si os admite, es liviana.

Siempre tan necios andáis
que, con desigual nivel,
a una culpáis por cruel
y a otra por fácil culpáis.

¿Pues como ha de estar templada
la que vuestro amor pretende?,
¿si la que es ingrata ofende,
y la que es fácil enfada?

Mas, entre el enfado y la pena
que vuestro gusto refiere,
bien haya la que no os quiere
y quejaos en hora buena.

Dan vuestras amantes penas
a sus libertades alas,
y después de hacerlas malas
las queréis hallar muy buenas.

¿Cuál mayor culpa ha tenido
en una pasión errada:
la que cae de rogada,
o el que ruega de caído?

¿O cuál es de más culpar,
aunque cualquiera mal haga;
la que peca por la paga
o el que paga por pecar?

¿Pues, para qué os espantáis
de la culpa que tenéis?
Queredlas cual las hacéis
o hacedlas cual las buscáis.

Dejad de solicitar,
y después, con más razón,
acusaréis la afición
de la que os fuere a rogar.

Bien con muchas armas fundo
que lidia vuestra arrogancia,
pues en promesa e instancia
juntáis diablo, carne y mundo.

Redondillas Sor Juana Ines de la Cruz © Dra. Gloria M. Sánchez de Norris
Sor Juana Inés de la Cruz  
 
 


Redondillas Sor Juana Inés de la Crúz Derechos Reservados 1976-2009 © Dr. Gloria M. Sánchez Zeledón de Norris. Presione aquí  Redondillas Sor Juana Ines de la Cruz   para comunicarse con la artista
Links to Page